«Gareth Bale no se va a marchar a ninguna parte»

Nadie sabe cuál habría sido la reacción del público del Bernabéu si Zidane hubiera mandado a calentar a Bale, pero el galés esperaba un aplauso sincero. Y esa acción de Zidane, llevarlo para no utilizarlo, no sentó nada bien ni al futbolista ni a su entorno. Una persona muy cercana a él, preguntado por si era esta una medida de fuerza del Madrid para hacerle ver que no tiene sitio en el equipo, fue contundente: “Bale no va a ir a ninguna parte”. Está, de cualquier manera, en su papel. El de venderse caro…

No ha llegado ninguna oferta formal por Bale al Bernabéu. Su agente, Jonathan Barnett, sí ha tenido algunos acercamientos, pero ninguno serio. Es en la Premier donde Bale sigue teniendo mejor cartel. Además del Manchester United (hay que tener en cuenta que el Madrid pretende a Pogba) hay una salida para Bale, la vuelta a un Tottenham que puede ser incluso campeón de la Champions. El Madrid aspira a cobrar entre 70 y 80 millones por él. Pero a nadie se le escapa que, siendo un jugador que está ya amortizado, podría facilitar su salida gratis sólo por el hecho de ahorrarse los 14,5 millones de euros netos que tiene que pagarle cada uno d ellos próximos tres años.